No cerrarán; empresarios de eventos culpan a campañas por Covid-19


Aseguran que no se van a sentar ni van a dejar de trabajar por decisiones mal tomadas que ahora llevan a Hermosillo al semáforo naranja; “Ciertos candidatos recibieron a 8 mil personas en un solo evento, sin protocolos, sin medidas que pudiera prevenir casos de Covid”.

Ante las restricciones implementadas en Hermosillo por la Secretaría de Salud al pasar al color naranja dentro del Mapa Sonora Anticipa, la Asociación de Locales de Eventos Sociales de Hermosillo (ALESH) manifestó su desacuerdo.

José Ramón Cota Montaño, presidente de ALESH, dijo que tanto el gremio de locales de eventos, como bares y cantinas, así como músicos, se encuentran en desacuerdo con las medidas restrictivas derivadas del cambio de color a naranja, pues han sido afectadas y “están pagando el precio de las acciones mal tomadas”.

“Ciertos candidatos recibieron a 8 mil personas en un solo evento, sin protocolos, sin medidas que pudiera prevenir casos de Covid; a nosotros, como sector de restaurantes, antros, bares, comercios y locales de eventos, nos restringieron hasta el 50% de aforo y horarios hasta las 12:00 de la noches, es algo muy desleal lo que está pasando con la toma de decisiones inacertadas”, comentó.

En ese sentido, mencionó que en unión con diferentes cámaras empresariales, como Canirac, Canacope, Canaco, entre otras asociaciones, están buscando llegar a una mesa de diálogo con las autoridades sanitarias, debido a las consecuencias económicas de las medidas restrictivas.

“No nos vamos a sentar, no vamos a cerrar y queremos las mesas de diálogo, hay muchas acciones que se pueden dar para reforzar los protocolos y medidas de seguridad, pero no estamos de acuerdo en el cierre y en horarios de aforo, que de por sí hemos visto muy mermada la afluencia de los posibles clientes, toda vez que meten esta campaña de terror”, agregó.

Cota Montaño aseguró que es indispensable que el gobierno sea propositivo, pues definitivamente las medidas restrictivas generan un escenario catastrófico, pues nada más en ALESH son más de 2 mil familias que dependen de la activación económica de este gremio tan perjudicado.

Opiniones sobre esta nota

Se el primero en comentar esta nota

Envía tus comentarios