De Primera Mano


Por Francisco Javier Ruiz Quirrín

La Libertad de Expresión tiene sus límites

LA MISMA Carta Magna, la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, establece los límites de la libertad de expresión.

El escribir sobre cualquier materia y expresar libremente nuestras opiniones, no son garantías amplísimas. Existen disposiciones legales, dentro del marco jurídico que nos rige, a la que estamos obligados, de manera muy especial, los gobernantes, los políticos y los periodistas.

Por ejemplo, los editores de medios de comunicación tenemos nuestros propios códigos de ética, los que no pueden contravenir las leyes.

Basados en la ley se crearon los organismos rectores electorales en el país, encabezados por el INE.

Cuando éste último dictamina establecer medidas cautelares bajo principios de equidad, está imponiendo un orden previamente determinado por la pluralidad en el pensamiento de quienes generaron esa Ley.

Cuando los periódicos son los sujetos de la sanción por parte de la autoridad electoral, estamos obligados a dar cumplimiento a esa disposición.

Asimismo, debe ocurrir con los gobernantes y los políticos. Los primeros, juraron cumplir y hacer cumplir la Constitución. Los segundos, no pueden caminar por un sendero fuera de la Ley.

Por eso se considera absurdo que el Presidente López Obrador, ante una disposición del INE de suspender la difusión de sus “mañaneras” en épocas de campaña, ofrezca una resistencia, siendo el primer obligado a cumplir con la Ley.

Además, el primer “mandatario de la nación” politizó ya el tema, de tal manera, que le ha venido como anillo al dedo su respuesta, para anunciar sus intenciones de generar una nueva red social o bien, una nueva aplicación para entrar en contacto con la ciudadanía “ante la censura que se le viene encima”.

El 28 de mayo del 2019, López Obrador accedió de buen modo el suspender sus “mañaneras”, ante un ordenamiento del INE por ser tiempo de campaña. Hoy ha cambiado de opinión y se dice víctima de la censura, “porque anda de moda en el mundo”.

El ejemplo es malísimo y hasta perverso. Impone el desacato y el desorden legal y moral.

Lo mismo sucede con el candidato que envió para buscar la gubernatura de Sonora por MORENA, Alfonso Durazo. Éste fue señalado por el INE para aplicarle medidas cautelares por difundir anuncios propios de campaña y no de “precampaña”, por lo que podrían ser considerados como actos anticipados de campaña.

El árbitro federal electoral ordenó a Durazo retirar sus anuncios de radio y televisión, pero en vez de cumplir con esa disposición a la que está obligado por la Ley, los anuncios han seguido transmitiéndose y quien aspira gobernar Sonora ha respondido públicamente que es una víctima de la censura y que están limitando su libertad de expresión.

“Mal empieza la semana para quien ahorcan en lunes”. Es un anticipo de los tiempos por venir, en caso de que este tipo de mentalidades lleguen a palacio de gobierno.

LA ESPERANZA brilló intensamente ayer, cuando arrancó la vacunación contra Covid-19 en Sonora… Quince horas después de la llegada de poco más de 14 mil dosis de las vacunas Pfizer, Rodrigo Romero, un enfermero del Hospital General del Estado, se convertía en el primer sonorense en ser inmunizado contra esa lastimosa enfermedad… “Nervioso, pero muy positivo”, manifestó Rodrigo… Tras él, decenas de médicos, doctoras, personal de los hospitales que están en la primera línea de batalla con enfermos de Coronavirus, empezaron a recibir la vacuna… Ahora, lo más positivo sería, no cruzar los brazos a esperar a que el gobierno federal nos envíe más dosis, las que seguramente irán llegando, pero en forma muy lenta… Insistimos en que lo ideal es que se convoque a una cruzada sonorense por la vida, en la cual, sin duda, todos los ciudadanos estaríamos dispuestos a participar… Aunque el centralismo del Presidente no está de acuerdo en delegar la adquisición de más vacunas a los estados y a la iniciativa privada, el dar la lucha por lograr tal propósito sería algo histórico y muy humano.

Más información

Opiniones sobre esta nota

Se el primero en comentar esta nota

Envía tus comentarios