Obtiene Isaac Quiroz Ruiz, el puntaje más alto en el Examen de Admisión del Ceneval para Medicina


Estudiar medicina en tiempos actuales es reflexionar en lo valiosa que es la salud de los seres humanos y el privilegio de poder ayudar a elevar la calidad de vida de las personas, y en ocasiones extremas, rescatarlos de la muerte, señaló Isaac Quiroz Ruiz, estudiante de primer ingreso a la Licenciatura en Medicina de la Universidad de Sonora.

El joven obtuvo 1,264 puntos, cifra más alta en el Examen de Admisión EXANI II, del Centro Nacional de Evaluación para la Educación Superior (Ceneval), y este resultado le permitió alcanzar un lugar en una de las carreras con mayor demanda de solicitudes en los procesos de primer ingreso a la alma mater.

Al iniciar el semestre de manera virtual, como medida sanitaria por la contingencia provocada por el virus SARS CoV-2, ha sido un poco diferente, pero aseguró que son épocas de adaptación, pues el ambiente académico es diferente al del bachillerato, y hasta ahora todo marcha de manera correcta.

Unas de las razones por las que decidió estudiar medicina, fue el ejemplo que le imprimió su padre, que también es médico de profesión, y la manera que atiende a sus pacientes fue su mayor motivación para decir formarse como profesional de la salud en la máxima casa de estudios del estado de Sonora.

“Desde pequeño he estado en hospitales acompañando a mi papá; además mi hermano estuvo en la Unison en medicina y me dijo que era muy buena universidad, y estar en casa estudiando una carrera tan complicada te da más certeza y seguridad”, dijo.

Otra razón fue la situación actual en que están sumergidos todos los países a causa de la covid-19, y es en estos momentos cuando se pone en la balanza la importancia de las profesiones, y la medicina fue la mejor opción porque ayuda a mejorar la calidad de vida de las personas y, en casos especiales, salvar la vida, aseguró el joven sonorense.

En el poco tiempo que ha transcurrido como estudiante universitario, comentó, el trato con los académicos ha sido de manera armónica, poseen alto nivel de conocimiento en los temas que imparten y espera recibir una educación de calidad y pertinente para después ponerlo en práctica en favor de los sectores más vulnerables.

Quiroz Ruiz explicó que se preparó arduamente para obtener un lugar en la Licenciatura en Medicina; salió con promedio de 96.95 de la preparatoria Campo Grande, y desde noviembre del año pasado realizó cursos donde adquirió hábitos de estudios para realizar el Ceneval. “Tuve una calificación de 1,284 aciertos, fui el más alto de quienes realizaron el examen”, indicó.

El originario de Hermosillo, Sonora, compartió que sus planes a futuro son primero terminar satisfactoriamente la licenciatura y después prepararse para aplicar el examen de especialidades para elegir ortopedia y traumatología, áreas en las que también es experto su señor padre.

Expresó que la pandemia vino a exhibir la deficiencia del sector salud; por ello, en México se necesitan programas enfocados a la capacitación de recursos humanos y equipamiento de tecnología en hospitales y centros de salud, así como establecer esquemas para que el recurso destinado al sector llegue de manera oportuna para cumplir las funciones sustanciales del personal médico, apuntó.

Como mensaje especial, agradeció a sus padres por el impulso en toda su formación académica, por siempre estar a su lado, apoyando las decisiones que ha tomado referente a su profesión y orientándolo en este camino que se llama vida.

Opiniones sobre esta nota

Se el primero en comentar esta nota

Envía tus comentarios