Dejan 10 gobernadores la Conago; ‘ya no cumple su función’, reclaman


Javier Corral, gobernador de Chihuahua, anunció que los nueve mandatarios que formaron la Alianza Federalista dejarán el organismo ‘ya que perdió fuerza y todo el potencial que tenía’

En Chihuahua, el gobernador de la entidad, Javier Corral Jurado, anunció que los nueve mandatarios que formaron la Alianza Federalista, dejarán la Comisión Nacional de Gobernadores (Conago), “ya que no es un espacio útil para el intercambio de ideas o para el acercamiento con funcionarios federales”.

En la ciudad capital de esta entidad, se reunieron el lunes los mandatarios de Chihuahua, Javier Corral Jurado; José Rosas Aispuro, de Durango; de Jalisco, Enrique Alfaro Ramírez; de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo; de Tamaulipas, Francisco Javier García Cabeza de Vaca; de Colima, José Ignacio Peralta Sánchez; de Coahuila, Miguel Ángel Riquelme Solís; de Nuevo León, Jaime Heliodoro Rodríguez Calderón y de Guanajuato, Diego Sinhué Rodríguez Vallejo.

La base de esta decisión, se tomó ante el hecho que la Conago, “es un mecanismo ya no cumple la función para la que nació, como un espacio de  deliberación para defender el federalismo y la soberanía de los estados, como promover la consolidación de una relación de respeto y colaboración entre los tres niveles de gobierno y consolidar la descentralización y fortalecer el federalismo”.

Añadió que la Conago perdió fuerza y todo el potencial que tenía como un órgano de interlocución entre gobernadores, “hoy ni siquiera funciona como mecanismo de diálogo, y se convirtió en una entelequia que fue mermada por el reparto discrecional de los recursos federales”.

Señaló al presidente de México de haber provocado esta escisión, al declarar que “es la pluralidad una de las virtudes de la democracia y en aras de ella a casi dos años de ejercicio del Presidente Andrés Manuel López Obrador, se vuelven desafortunadas las declaraciones constantes donde la oposición aparece como un enemigo a vencer (…), lo que no está bien es desdeñar y descalificar a quienes no piensan como él, y desde Palacio Nacional se ha lanzado una y otra vez lo que pareciera ser una advertencia tajante, -estás conmigo o contra mí-, y esto termina por amenazar las libertades de expresión y al disenso”.

Opiniones sobre esta nota

Se el primero en comentar esta nota

Envía tus comentarios